eCOMnomía

Cuestiones de Comunicación, Relaciones Públicas e Institucionales

Necesitamos enemigos

leave a comment »

Qué facil era cuando los podíamos ver...

Qué fácil era todo entonces...

Tendemos a dividir y a clasificar para entender el mundo, en tanto que no podemos captar lo universal, si es que existe. Lo cierto es que en este intento de comprensión siempre buscamos en las causas de los problemas una figura o figuras reconocibles. Personificamos en unos pocos cuando las causas son muy complejas, esgrimiendo como principal argumento el Cui Prodest (¿A quién beneficia?), que por extensión, también es la base de toda teoría conspirativa. Ha ocurrido con la crisis.  Tiene millones de hijos, pero también se le atribuyen unos cuantos padres. Algunos ejemplos:

– Alan Greenspan: Por su política de Tipos bajos, su apoyo a los préstamos subprime y su defensa del mercado de derivados. 

– El Senador Phil Gramm por proponer la derogación de la ley  Glass-Steagall (Separaba las actividades de la Banca de Inversión y la Comercial) y Bill Clinton por firmarla, en 1999.

– Hank Greendberg: CEO de AIG. Por su altísima exposición a CDS y tras el rescate del gobierno, por permitir que sus ejecutivos siguiesen con sus lujos, esta vez a cuenta del dinero de los contribuyentes. 

– Las agencias de Rating: Por su… ¿Incompetencia? ¿Falta de clarividencia? ¿Silencio Cómplice?

– Los “amigos” de nuestros gobierno: “Turbios” especuladores de Hedge Funds como John Paulson.

Ahora mi admirado Desde Londres, primero comentarista de referencia en Cotizalia y luego bloguero aún más referenciado, ha identificado a China como el enemigo. “Estamos en guerra”, asegura.  Y su personificación llega aún más lejos, dejando caer la responsabilidad sobre David X. Li.  Este matemático chino creó una fórmula denominada Cópula Gaussiana, que en esencia permite correlacionar variables que determinan probabilidad (Por ejemplo, de riesgo). La formula resultó especialmente útil a la hora de diseñar instrumentos como los CDOs, basados en una cartera de deuda dividida en tramos. Pero resultó que la fórmula no es perfecta ni preveía todos los riesgos.  Ya sabemos el papel de esos instrumentos en la crisis subprime. Son uno de los “paquetitos de nombre extraño” basados en hipotecas que menciona Leopoldo Abadía en sus magistrales explicaciones.  El caso es que el tal David Li, tras pasar por Goldman Sachs después de haber creado su “fórmula del desastre”, ha vuelto a China. Y eso da que pensar, por lo menos a Desde Londres.

La identificación de China como el enemigo es aún más clásica: Un estado que amenaza al resto, como antaño,  como antes de que Fukuyama proclamara el fin de la historia tras caer el muro de Berlín.  No crítico a Desde Londres porque sus argumentos económicos son incontestables, pero sé que otros aprovecharán la conclusión porque como estrategia de comunicación es muy eficaz: Descargamos la responsabilidad sobre otras figuras para no asumir la nuestra: Lo vimos hace unas semanas.  Pero la estrategia es eficaz precisamente porque no entendemos el mundo tan complejo que hemos creado, lleno de multiples poderes e intereses interrelacionados, del que de una forma u otra, todos formamos parte. En un mundo globalizado, donde el siglo lo inauguró una red terrorista con muchas cabezas, necesitamos creer que los malos se reúnen en una sede de gobierno, siguen directrices templarias, masónicas o judías o  forman un Club. Y es que la estrategia funciona porque no asumimos que de una forma u otra,  todos somos responsables de los problemas. 

 

 

Anuncios

Written by Ricardo Cuevas

25 febrero 2010 a 1:35 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: