eCOMnomía

Cuestiones de Comunicación, Relaciones Públicas e Institucionales

Archive for the ‘Deporte’ Category

El fútbol es la continuación de la política por otros medios

with 2 comments

 

Se rumorea que las gestoras de Hedge Funds se pelean por él...

El excelso filólogo y académico Fernando Lázaro Carreter tenía una teoría muy interesante sobre el deporte en general y el fútbol en particular: Él, Zaragozista convencido, argumentaba repetidamente en  su Columna El Dardo en la Palabra que “El fútbol equivale a la Épica como género narrativo, como un cantar de gesta moderno”. Por varios motivos: 

– Histórico:  El deporte “institucionalizado” en Occidente nace con los Juegos Olímpicos de la Era Antigua, en el que los Atletas competían con ejercicios con los que entrenaban habitualmente para la guerra: Carreras, Pugilato, Lanzamiento de Jabalina… 

– Léxico: Como consecuencia de lo anterior, muchos términos deportivos  de las palabras tienen origen bélico o castrense.  En el fútbol abundan estas palabras como pueden ser Estrategia, Táctica, Defensa, Cañonero, Disparo…

 – Axiológico [Valores]: El público presencia las hazañas de un héroe o un colectivo que poseen unas virtudes y valores  que les representa y les debe unir. Odiseo [Ulises en latín] aúna las virtudes helenas,  Árturo representa el ideal Bretón; Rodrigo Díaz de Vivar, el Castellano… En todos estos relatos hay combates, luchas, un componente bélico o violento que representa el esfuerzo por conseguir las metas.  La Sociología de Deporte explica científicamente los paralelismos. Quizá uno de los primeros  en establecer los vínculos sociológicos deportivos-bélicos sea Johan Huizinga en Homo Ludens.  La tesis principal de la obra es que el juego es un elemento clave en la civilización. El capítulo V lo dedica a la guerra y de cómo a lo largo de la historia se ha intentado establecer limitaciones y reglas de honor a estos “juegos” que suponen la guerra y como estas reglas han trascendido y han servido como modelo para los pueblos.  

Un último paralelismo sería tener en cuenta los efectos que causa sobre el público. En la transmisión de valores hay un proceso de  identificación con el héroe que puede transformarse en alienación. De la misma forma que Don Quijote creía ser un caballero andante y ejercía la violencia influído por las novelas de caballerías,  un aficionado puede ejercerla por creer que defiende a su equipo. Los efectos se amplifican por el sentimiento de grupo al pertenecer a un grupo de aficionados. El grupo une individuos por valores y creencias comunes. El equipo los representa. Y cuando se trata de un equipo nacional, los aficionados perciben que representa a su pueblo. Y en este sentido, su grado de compromiso o alienación puede ser el mismo que ante un conflicto bélico convencional entre estados.

¿Y ahora? 

Si el deporte es  Épica y a muchos efectos es como la  guerra…  Y si la guerra es “la continuación de la política por otros medios” (Von Clausewitz)… ¿No será el deporte un instrumento político de primer orden? ¿No será el deporte la continuación de la política por otros medios?

Hoy en día vemos como Rafa Nadal, Pau Gasol o Josep Guardiola son  modelos de gestión y liderazgo según las escuelas de negocio y los libros para ejecutivos al estilo ¿Quién se ha llevado mi queso?  Es decir, en el fondo, la transmisión de buenos valores es la misma que hace 2000 años. Cambian los medios y el contexto, eso sí.

Entonces, ¿Cómo no va a ser el deporte un potente atractivo en comunicación política?

Lo hemos presenciado durante estas décadas. Para bien y para mal.  Para bien, como en el caso de Mandela con el Rubgy, como habrán leído los lectores de eCOMnomía en El Factor Humano de John Carlin y/o en la película Invictus, de Clint Eastwood. Para mal: Las buenas intenciones del Baron Pierre de Coubertin con los Juegos de la Era Moderna quedaron muchas veces en entredicho: En 1936, Berlín pretendió ser el escaparate ario de los übermenschen alemanes, aunque Jesse Owens les aguara la fiesta. Paralemente, la Komintern organizó las “Espartaquiadas“: Juegos Olímpicos para “los trabajadores del mundo”.

El deporte transmite muchos valores que no sólo unen a la colectividad, sino que la movilizan. Identificación, Unión y movilización: Factores políticos clave. La comunicación política intenta víncularse con estos valores deportivos a traves de la presencia en los eventos, el mensaje discursivo y el storytelling.

eCOMnomía deja cuestiones en el aire:

– ¿Es casualidad que el Consejo Superior de Deportes pasase a depender directamente de Presidencia con las consecuencias en cuanto a representación protocolaria (el mismo presidente) y posterior imagen que eso supone en los torneos?

– ¿Es casualidad que el Presidente haga comparaciones de su presidencia Europea con la Selección?

–  Inquietante: ¿Es casualidad que cuando dijo Zapatero ‘La Roja acercó el diferencial con Alemania y lo superará el miércoles’ el diferencial de Deuda española con el Bund aumente hasta los 209 Puntos Básicos

– Y la más preocupante: ¿Está Paul el Pulpo contratado por Deutsche Bank y en realidad toma posiciones en corto contra España? Esperemos que no.

Un saludo, eCOMnomistas.  

Anuncios

Written by Ricardo Cuevas

7 julio 2010 at 6:01 am